Pleonexia - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Pleonexia

3er Lustro Rev. Foro

Pleonexia


Por: Nissim Mansur T.

Agosto 10/13



La primera vez que oí el término Pleonexia, fue en una sesión del IPADE, la batuta de la sesión la llevaba el profesor Don Carlos Llano Cifuentes. Cito los detalles porque Carlos Llano en ese tiempo tenía a su cargo el apartado de Factor Humano en el IPADE materia nodal del curso.

Hoy aquí frente a mi computadora trato de escribir al respecto del concepto Pleonexia.
Busco, encuentro y escribo:

¿Qué es Pleonexia?......En la esfera material consiste en "agarrar al dinero y bienes, independientemente de honor y honestidad". En la esfera ética es "la ambición que pisotea a otros, a adquirir algo que no se entiende bien por ello".   En el plano moral, es "la lujuria desenfrenada que toma su placer donde no tiene derecho a tomar".

Platón llamó a esta tendencia como la desviación humana que deriva de un materialismo que ignora que el ser humano no es susceptible de  saturarse. Si no somos susceptibles de saturarnos a lo largo de nuestra vida; surge un grave problema: El de perder la dimensión de las cosas, de los hechos, de la vida misma…

Si yo no me saturo con dinero, seguiré acumulando hasta el final de mis dias; el dinero por el dinero mismo…  Con mi trabajo diario. Lo mismo da con las bebidas alcoholicas; con las drogas que me destruyen poco a poco, etc. etc.

Se puede tambien hablar de la saturación de lo bueno, que resulta que si me saturo con lo bueno; puedo ser bueno sin límite y eso paradójicamente es ya malo. Los extremos se tocan…

Malgasto mi vida inútilmente en excesos fanáticos de bondad, que lejos de beneficiar me perjudican, porque acoto mi existir en un pequeño circulo vicioso.

Obligadamente surge la conclusión:
Dice Maimónides "El camino de oro es de en medio….O sea, si somos capaces de razonarlo así, desde el momento en que ésta reflexión es ya en nosotros; lo único que hace falta es trabajar en ello con la razón,  la disciplina y el deseo, para ayudamos así a que esta tendencia se materialice para bien.

Facil no es, pero, tampoco imposible.
Tomemos el cincel y el martillo que la roca espera…  



Regreso al contenido | Regreso al menu principal