Michael Rabin./Violinistas Judíos aclamados P12*s - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Michael Rabin./Violinistas Judíos aclamados P12*s

Colección y Consulta

Completa "Hora Staccato",
interpreta Michael Rabin.

Michael Rabin.                              


Por:Max Dániel H.

Hay un número de gente que piensa que Rabin fue uno de los más grandes, si no el mejor violinista.
Por desgracia, nunca se supo a causa de su prematura muerte.
"Yasha Heifetz consideraba al joven Rabin como el mejor violinista del mundo".


Mishael Rabin Nació el 2 de Mayo de 1936 en seno de una familia judía de ascendencia rumana. Su padre George era violinista, miembro de la famosa Orquesta Filarmónica de Nueva York y su madre pianista de la prestigiosa academia Juilliard School. Mishael desde muy pequeño manifestó unas extraordinarias aptitudes musicales y aunque empezó aprendiendo a tocar el piano, su afición hacia el violín era tan grande que a los siete años su padre le tuvo que dar las primeras lecciones.

George advirtiendo al poco tiempo, que su hijo sabía más de música que él mismo consiguió para Michael una clase con Jascha Heifetz quién a su vez aconsejó que estudiara con el maestro Ivan Galamian. Mishael comenzó sus estudios en New York en la Escuela de Música Meadowmount y posteriormente en la Escuela Juilliard. Después tocó en varias orquestas antes de su debut en noviembre de 1951 en el Carnegie Hall, interpretando el Concierto para violín no.1 de Paganini como solista con la Orquesta Filarmónica de New York. Tenía solo 15 años de edad.

Michael poco antes de los 18 años de edad se presentó por primera vez en Londres  en diciembre de 1954 interpretando el Concierto en re de  Pyotr Ilyich Tchaikovsky  en el  Royal Albert Hall  como solista de la Orquesta Sinfónica. Tuvo un sonoro éxito. Rabin poseyó un dominio técnico deslumbrante y una sonoridad cálida, brillante, de belleza extraordinaria. Él era una figura totalmente trágica que tocaba el violín con facilidad. Hizo muchas grabaciones, y aquellos que les escuchaban y escuchan actualmente sus grabaciones, tienden a coincidir en que él era uno de los más grandes. Su carrera era meteórica, talvez presintiendo que su vida va a ser muy corta. Fue un violinista excepcional en una época en la que tocaban los más grandes del siglo XX.

Su madurez y su dominio estilístico asombraban al público y a los expertos. Rabin  grabó muchos conciertos antes de cumplir los 25 años de edad. Y su virtuosismo deslumbra en cualquiera de las dos versiones del Primer Concierto de Paganini, pero no menos en los dos de Wieniawski, en el de Glazunov o en la Fantasía Escocesa de Max Bruch. Por último, Rabin sienta cátedra en un repertorio que tiene sus leyes propias; el de las piezas breves. Obras que tocaba como solista con orquesta, son joyas que merecían los mejores comentarios. Hay que destacar tan solo la Habanera de Ravel, La plus que lente de Debussy y la célebre Meditación de Thaïs. Excelente también en el repertorio francés, con antológicas Habanera y Rondó Caprichoso de Saint-Saëns, la Tzigane de Ravel y las dos citadas Sonatas de Ysaye. Aún más espectaculares tal vez insuperados fueron los 24 Caprichos de Paganini.
Michael Rabin tenía un estilo único. Se presentó en muchos conciertos: tocó en todas las ciudades grandes de los Estados Unidos, de Europa, de América del Sur y de Australia. Interpretó los  solos  de violín de la película 'Rhapsody' producida en 1954 por la MGM, protagonizada por  Elizabeth Taylor . El tono de voz y sobre todo su vibrato se diferencian de cualquier otro violinista en los últimos once años de su vida. ¿Hubiese sido diferente el final si Rabin hubiese permanecido en EMI, tal como quería inicialmente el productor Walter Legge, en vez de optar por Capitol con el pretexto de que así viajaría menos? final de 1964, Rabin aceptó un pago reducido de EMI por la reedición de sus grabaciones, pero sólo se llegaron a reeditar tres de sus discos. Rabin intentó convencer a los de Capitol para que ellos también los reeditaran o le cedieran los derechos, pero no consiguió ninguna de estas cosas. "Creo que no puedo echar la culpa a las discográficas por no ayudarme, pues he oído que el negocio de la música clásica tiene problemas", declaró Rabin a Philadelphia Inquirir.
Aún hoy se puede conseguir sus grabaciones EMI y Capitol realizadas entre 1954 y 1960, de muy buena calidad, que cuentan con la colaboración orquestal de la Philharmonia de Walter Legge con muchas excelentes batutas. Durante un recital en el  Carnegie Hall , cayó repentinamente hacia adelante y fue éste el comienzo de un padecimiento  neurológico  que habría de afectar negativamente su carrera. Falleció prematuramente, a los 35 años, de un accidente que tuvo al caer en su apartamento de Nueva York el 19 de enero de 1972. Rabin era exuberante y sentimental, un complemento perfecto para tocar. El mundo de la música había sido privado de mucho a lo largo de los años, ya que Michael Rabin murió cuando contaba tan sólo treinta y cinco años.




Regreso al contenido | Regreso al menu principal