Las Piñatas - Intelecto Hebreo

Son las:
27/09/2017
Vaya al Contenido

Menu Principal:

Las Piñatas

3er Lustro Rev. Foro
Las Piñatas
 
Por: Paulina Rubio
 
La historia de las piñatas se remonta a los tiempos de la China imperial. Los chinos de esa época solían celebrar en los inicios de la primavera una fiesta en la que destacaban las figuras de vacas, bueyes y búfalos. Estas se hacían de cartón y se decoraban con papel multicolor. Se trataba de una fiesta para propiciar un año de fertilidad. Se rellenaban estas figuras con una gran variedad de semillas que se derramaban al ser golpeadas con varas. Después, estas figuras eran quemadas.

Los europeos que vieron esta ceremonia quedaron encantados. De acuerdo a una versión, Marco Polo llevó una piñata a Italia en el siglo XII. Allá, los cristianos la tomaron como elemento para sus ritos. Hechas con ollas de barro decoradas con papeles y llenas de dulces, las piñatas fueron las protagonistas de las fiestas de Pascua y el primer domingo de la temporada era popularmente conocido como el domingo de las piñatas.

Otra versión dice que la piñata sí llegó de China pero que fue llevada a España y Sicilia por los árabes y de Europa hacia acá. Otra más menciona que llegaron a nuestras tierras en el siglo XVII en las Ilotas comerciales como la Nao de China.

Al llegar los misioneros a la recién descubierta América, se valieron de ellas para animar a los indígenas a asistir a las fiestas religiosas. Pero su brillo fue aún más allá, pues muy pronto se convirtieron en figuras indispensables de cualquier fiesta. La figura se suponía que representaba al diablo y el palo era la imagen de la fe. En tiempos relativamente cercanos la figura característica de las piñatas era una estrella de siete picos que representaba los siete pecados capitales. Hoy en día se encuentran toda clase de figuras, desde los muñecos animados de Disney, el último personaje infantil de alguna película hasta los políticos de turno en ese momento.

Salvador Novo solía decir que el hecho de tener una piñata siendo manejada por una persona que tira de una cuerda para alejarla lo más posible de sus perseguidores tiene un poco del papalote mexicano. La influencia oriental también es evidente en el uso del papel de china con el cual se decora la piñata. En el siglo XIX las piñatas no se rompían pues estaban hechas a manera de gajos, amarrados con listones de colores que debían jalarse para que los regalos y dulces quedaran al alcance de los asistentes. En ocasiones se les ha rellenado de palomas blancas y algunas de broma con confeti, harina y hasta de pequeños animales vivos.

Regreso al contenido | Regreso al menu principal